La vendimia (By Lady Cocoon)

Ana y Toni hace más de 10 años que son novios cuando el mejor amigo de él le propone irse a Francia a vendimiar durante un mes por 1500 pesetas, no lo piensa ni un segundo, sabe que será duro, pero acepta. Sólo tiene que preocuparse del billete de tren y de explicarle a su chica que prefiere irse un mes a currar que pasarlo con ella de vacaciones, sabe que en vez de animarlo a vivir la experiencia será todo lo contrario, celos y desconfianza, como siempre.

En apenas una semana, Ana y la novia de su amigo los acompañan a la estación, la despedida es fría, pero bastan apenas diez minutos para que los amigos ya estén disfrutando como adolescentes de la experiencia.

Llegan a su destino y para sorpresa de ambos, al tener carrera universitaria y saber francés, les proponen hacer tareas administrativas, de puta madre – piensan- van a pasar un mes encargándose de recibir llamadas, preparar documentación y poco más. Al segundo día Toni coincide en el café con una chica francesa, a partir de ese día, él hace todo lo posible por coincidir con ella, en los descansos, en la fotocopiadora….Cualquier momento que pasa con ella es especial. Toni no necesita más que tropezar con sus pequeños ojos por encima de la pantalla de su ordenador, toparse con esa mirada que le llega al alma. Se acerca a su mesa, buscando un roce casual de sus manos, que le pueda dejar su aroma, que más tarde se llevará a los labios y besará. Quedan después del trabajo cada día y pasan horas hablando, hablan y hablan, se ríen, se abrazan…
Pero los días pasan muy rápido, la última semana duermen juntos. Sólo se abrazan. Nada más. Saben que pronto se van a separar y no quieren complicar las cosas. En este caso, como en casi todos, la razón gana al corazón, ninguno de los dos quiere fastidiar a sus respectivas parejas….Sueñan con la otra vida, y le dan gracias al que sea, por haberles dado la oportunidad de conocerse y quererse, eso sí, también piden que si de verdad existe “la otra vida”, se les permita empezarla juntos.
Llega el día en que han de volver, se despiden con un largo y apasionado beso, él sube en el tren con su amigo y empieza a llorar en silencio, y a seguir soñando con esa otra vida de la que se acaba de despedir. De repente suena su móvil y cierra los ojos más fuerte porque no quiere dejar de soñar mientras espera que la persona que está llamando se canse y cuelgue. Pero no es así.  Aprieta el botón verde, para escuchar una voz que le pregunta….cariño, ¿a qué hora llegas mañana? Tengo muchas ganas de verte….

Anuncios

9 comentarios to “La vendimia (By Lady Cocoon)”

  1. Real como la vida misma…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: