Seduciendo (Isabel Oliva)

Hoy me siento especial, me excito, me siento una gatita, tengo ganas de maullar, pasear restregándome contra las paredes o contra el pantalón de un hombre, tirarle en el suelo pero dulcemente y extender mis patitas sobre él, para a continuación irle lamiendo poquito a poco con esta lengua provocadora y ardorosa que puede lograr llevarle al Olimpo de los dioses, infinitas veces, entusiasmándolo, engatusándolo, arrullándolo, dándole forma con mis manos y mi lengua…
Claro que todo esto solo lo puedo hacer en mis sueños… Mi marido es tan altivo y arrogante que me patearía el culo si me viera.

Anuncios

11 comentarios to “Seduciendo (Isabel Oliva)”

  1. Jajajajajajaja… no te imaginaba a ti escribiendo un relato provo, sensual y mucho menos cómico. Ha estado fantástico, como siempre, con esa dificultad de maullar. Muy bueno. Me gusta verte escribir esto también. Es alegre y diferente. Gracias por compartir.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: